Neu! '75 (Brain Records, 1975) - Neu! (Daniel Ospina Invitado Especial)

septiembre 24, 2015


Damos la bienvenida, a un nuevo espacio, el cual esperamos que crezca y se desarrolle mucho más. Para empezar, invitamos a Daniel Ospina, cabeza de uno de nuestros blogs referentes y favoritos This is music. Para esta ocasión, Daniel, escogió música hecha en Alemania, escogió Neu!, las razones, las entenderemos a continuación.
Así, abrimos nuestra puerta todo aquel que con palabras quiera presentarnos y expresarnos cualquier álbum, cualquier música, cualquier canción, cualquier artista, que lo haya cautivado, que recuerde y que tenga presente. Bienvenidos a mis oídos, bienvenidos a los oídos de Daniel Ospina y de This is Music. Escuchen y lean:




Antes de empezar me gustaría dar las gracias a Alejandro por invitarme a escribir en las Crónicas Del Melómano. Es gracioso, pero la verdad no me considero un melómano. Estoy a muchos años luz de serlo. No soy alguien que viva obsesionado con buscar vinilos (aunque últimamente lo hago con los CDs) y la verdad debo admitir que tengo cierto sesgo con varias manifestaciones musicales. Pero por encima de todo, amo la música. Y es ese amor el que me ha llevado a trazar un proyecto de vida alrededor de él. ¿O ella? En fin…
La música tiene la particularidad de ser un continuo reflejo del yin y el yang. Existe la música que gusta y la que no gusta. Lo mainstream y lo independiente. Lo físico y lo digital. Producción análoga contra producción digital. Letras sencillas contra letras de contenido social. Las personalidades opuestas entre el cantante y el músico virtuoso de turno (fácilmente reflejado en casos como el de Fela Kuti y Tony Allen, o David Bowie y Mick Ronson).
Neu! fue uno de esos casos donde el yin y el yang permitían hacer buena música y a la vez ser una continua fuente de conflictos. Nacidos en Dusseldorf, Alemania en 1971, fue el grupo bandera del krautrock junto a Kraftwerk y Can. La alineación consistía en el guitarrista Michael Rother y el baterista Klaus Dinger, quienes se conocieron cuando coincidieron en Kraftwerk y al ver que tenían más cosas en común entre sí que con la misma banda en la que se encontraban abandonaron Kraftwerk, fundando así su propia banda.
Con la ayuda del productor Conny Plank lanzaron dos trabajos, Neu! y Neu! 2. En ambos quedaban plasmadas las características más importantes del dúo: el impecable trabajo en la batería por parte de Dinger quien fue responsable de forjar un estilo al que se le conoció como “ritmo motorik”, las guitarras de Rother que oscilaban entre lo relajante y lo abrasivo, y los efectos que incorporaban a los temas que podían incluir desde agua fluyendo en los oídos hasta el ruido blanco.
Luego de grabar ambos discos se separaron durante varios meses por diferencias personales, problemas económicos y un conflicto con su sello EMI. Luego de trabajar en proyectos como Harmonia y La Dusseldorf, Rother y Dinger se reunieron nuevamente para grabar un álbum que 40 años después sigue sonando fresco, desafiante y apasionado a pesar del conflicto. Ese álbum es Neu! 75 y anticipó el panorama musical de los siguientes 15 años con una facilidad insultante.
Todo por un acuerdo de caballeros. Debido a las diferencias tan grandes entre Dinger y Rother, acordaron que un lado del vinilo iba a mostrar el gusto de Michael por la música ambiental y se iba a grabar como lo hacía normalmente Neu!, con Rother en la guitarra y Dinger en la batería. “Isi” abre esa visión de Michael mostrando debilidad por ambientes relajantes y cierta tendencia a contar con melodías memorable en el piano. “Sealand” opta por una línea más tribal pero siempre pausada, mientras que en “Leb-Wohl” encontramos a Rother dando rienda suelta a su fascinación por la música ambiental entre pianos armoniosos, arreglos electrónicos sutiles y uno que otro ruido del mar chocando en la playa para reafirmar esa idea.
En el lado b del vinilo le corresponde ahora a Klaus mostrar su visión más cruda e inspirada en el rock de bandas como The Stooges. En sus canciones no participa Michael, sino que lo hacen los otros dos miembros de La Dusseldorf, Hans Lampe y Thomas Dinger, hermano de Klaus. Hans y Thomas se encargan de la batería mientras que Klaus se encarga de tocar la guitarra y cantar ante la ausencia de Rother. “Hero” inaugura esa visión con guitarras hipnóticas y baterías que siguen el acostumbrado ritmo motorik, en un frenesí que inspiro unos años más tarde a David Bowie durante su estancia en Berlín para darle un giro radical a su sonido y, de paso, hacer un guiño a dicha canción con su afamada “Heroes”.
Las otras dos canciones son “E-Musik” una contracción de la expresión “ernst musik” que vendría a traducir “música seria”, planteándose como oposición a la Unterhaltungsmusik o “música de entretenimiento”, siendo un ejercicio más atmosférico pero que se diferencia de lo hecho por Rother en que sigue buscando el caos con la mayor fuerza de las percusiones; y “After Eight”, donde nos encontramos ante el desahogo de toda la agresividad de Klaus Dinger, que entre susurros psicóticos y gritos desgarrados concluye definitivamente la trayectoria de la banda. Habría una breve reunión a mediados de los ochenta, algunos lanzamientos más en los noventa y muchas peleas judiciales hasta la muerte de Klaus en 2009, pero su legado en sí mismo ya había terminado de escribirse.
El impacto de Neu! 75 en la música popular no muchos lo conocen, pero nunca debe subestimarse. Cosas como el house, la música tecno, el post punk o el chill-out no habrían existido sin su ejemplo. Fue producto de una tensión insostenible entre sus componentes, pero a su vez fue el trabajo que más expresiones musicales supo contener en su interior. Es un álbum que hoy en día todavía puede llevar a quien lo escucha a un trance, a un viaje donde puede descubrir su ángel y demonio internos.




You Might Also Like

0 comentarios